Buscar

2013/02/13

Por quién eres

No es cortés morder la mano que te alimenta. Pero tampoco es conveniente.

Por eso puede ser difícil decir si quienes reciben algo de ti realmente te aprecian. Y si tu realmente aprecias a alguien de quien recibes algo.

Cuando ya no lo hagas, lo sabrás.

Cuando tus hijos puedan valerse por si mismos.

Cuando dejes de ser el jefe.

Cuando dejes de traer regalos o hacer favores.

Cuando ya no necesiten lo que puedes hacer por ellos.

Sabrás si te aprecian por quién eres. Si el amor o la amistad es por ti. Ya sea porque lo cultivaron, o porque si.

Más artículos

Archivo del Blog

Siga este Blog

Seguir por email